AMAZONAS CUMPLIRÁ 200 AÑOS DE SER LIBERADA

DEJANOS UN COMENTARIO
El próximo año 2017 el Amazonas cumplirá 200 años de ser liberado por el Comandante Hipólito De La Cueva, militar al mando del  general José Antonio Páez, quién le hizo tal encomienda desde los llanos de Apure.
Según el Historiador-Investigador pariente amazonense  Lic. José Mª Ventura en su obra “AMAZONAS-Guía Cronológica-Efemérides” (2009) fue el 25 de octubre de 1817 cuando “Llega a San Fernando de Atabapo el Capitán guayanés Hipólito Cuevas, quien expulsa a las autoridades españolas que se encontraban en esta zona” y según el también Historiador-Investigador Fidel Betancourt en su obra “Historia Militar de Venezuela”- tomo II: independencia-pág. 52, fue el 03 de noviembre de 1817: “El comandante Patriota Hipólito De La Cueva combate contra el Coronel Francisco López y éste lo derrota. La Cueva con 300 hombres y López con 380, más de 85 muertos y muchos heridos”. Nótese que hay diferencias de fecha y también de apellido: Cuevas y De La Cueva; también Ventura afirma que es guayanés.
O sea, el próximo año, estaremos en el bicentenario de nuestra independencia como ente político. En 1817 aún pertenecíamos a la Gran Colombia, éramos el Cantón de Río Negro, perteneciente a la Provincia de Guayana y  Venezuela como República no existía. Solamente devino como tal en 1830, 13 años después.
Alberto Pérez Larrarte, Historiador-Poeta-Cronista de Barinas nos lo describe:
“Para hacer referencia de dichos lazos, comienzo con un personaje de elevada relevancia en la historia de Venezuela, que inmerecidamente lo hemos mantenido en el anonimato. Ese personaje es el comandante Hipólito de La Cueva, quien tiene en su hoja de vida militar, el haber libertado el Amazonas.
Estimados amigos me adhiero a ese sentimiento de amazonidad de mi colega Miguel Guape y seguro que de muchos otros hijos de esta tierra de realzar el nombre del Libertador del Amazonas, cuando el 3 de noviembre de 1817 libera a esta región de todo dominio español. Luego de haber llegado el 25 de octubre de ese año, enviado por el general José Antonio Páez, desde Apure para combatir las fuerzas realistas. De este hecho histórico dentro de dos años se estará conmemorando su bicentenario como región independiente”.
Pérez Larrarte conjuga las dos fechas, la llegada al Amazonas y el combate contra los realistas.
Posteriormente, al año siguiente (1818) tenemos noticias de nuevo de nuestro personaje: en el periódico recién fundado por Simón Bolívar “El Correo del Orinoco” aparece insertada la noticia que el recio Comandante Hypólito Cuevas había salido del Río Negro una vez cumplido el objetivo de su liberación y dejó como responsable a gente del sitio y se encontraba en Angostura. Nótese cómo está escrito el nombre en el periódico.
Más de 40 años después aparece en 1859, en el tercer Gobierno de Páez, como Gobernador de Barinas y como buen paecista, enfrentó a Zamora en la Guerra Federal. He tenido oportunidad de ver las proclamas, en la Biblioteca Tulio Febres Cordero de Mérida, cuando era Gobernador de Barinas y firma como Hipólito De La Cueva. Esto trae consecuencias para nuestra Historia Regional, cuando nuestro edificio  de La Alcaldía se llama Hipólito Cuevas.
Continúa Pérez Larrarte:
“Este prócer independentista tuvo un papel importante en la Guerra Federal. Siendo gobernador de la provincia de Barinas es depuesto por Ezequiel Zamora y su ejército.
Tal vez por una percepción sugestiva de mi parte me hace pensar que la Guerra Federal o la Guerra Larga, también Guerra de los Cinco Años como le llaman algunos historiadores, tiene mucho que ver con la presencia de la estirpe barinesa en esta legendaria tierra amazonense.
Resulta que revisando los orígenes de los apellidos que llegaron a este territorio, muchos de ellos provienen de las familias barinesas que se marcharon a los Andes, cuando el general Ezequiel Zamora al mando de su ejército federal exterminó en tierras barinesas al gran ejército del gobierno y los pocos godos que quedaron en la huida se establecieron en tierras andinas.
El comandante Hipólito de La Cueva, Libertador del Amazonas, es uno de los que se va para la ciudad de Mérida y allí presentan un documento ante las autoridades donde expresan: “Allá dejamos todo, nuestras esperanzas, sueños y riquezas materiales. La que llegó a ser la sultana de los llanos y segunda ciudad de Venezuela, su grandeza se diluyó en las llamas criminales por la infidencia de muchos de sus hijos, que engañados en la asonada de una revolución mal concebida por las feraces argucias de unos aventureros que exterminaron la paz y el bienestar nacional”.
Así se pronunciaban los godos barineses la fría mañana del 10 de junio de 1859, a quienes La Guerra Federal  hiciera que emigraran para los Andes.
Entre los firmantes del referido documento, aparece encabezando con su firma el comandante Hipólito De La Cueva.
Como hombre de armas decide combatir desde la serranía a las Fuerzas Federales, comandada por el coronel Natividad Pettit; el general Ezequiel Zamora no puede con La Sierra; los peñascos y callejones le son adversos y los godos andinos, aventajados por conocer el terreno, le enfrentan como perros furiosos; pero se retraen maliciosamente por saber lo verraco que son los Federales.  Es un primer triunfo que les alienta;  pero el fracaso de esta expedición no amilana a las fuerzas revolucionarias; más bien les ánima y hace que el ejército Federal ordene otra expedición, comandada está vez por el general Pedro Aranguren.
            Pero el general Aranguren corre con la misma suerte del general Natividad Pettit; siendo fusilado en una de las frías mañanas de los Andes, cuando cae la niebla de la borrasca  andina, en la mapora de la plaza Bolívar de Mucuchíes;  allí aún está, no la seca ni el tiempo, tal vez para que quede como fiel testigo de este infortunado suceso.
El comandante Hipólito De La Cueva a pesar de su ancianidad no da tregua, ni cuartel y comanda con el coronel Fulgencio Ferrer el combate de la Bellaca. Cuenta el general Leopoldo Ferrero que fue un combate bárbaro, demostrando en él la sagacidad estratégica de los Federales. Al entrar los bandos en pelea, los centralistas caen inmediatamente bajo la bóveda de fuego que vomitaba la trinchera.
 Fue una larga jornada de fuego limpio, los godos creían tener una posición infranqueable, y esto atormentaba a los Federales, quienes pasaron más de cuatro días combatiendo.
Media hora después se dominaba aquel bastión natural, se coronaba la altura al son angustioso de la corneta que tocaba fajina y fuego y adelante; el enemigo huía, y estaba ganada la brillante acción de La Bellaca, retirándose el coronel Hipólito de La Cueva en completa derrota y no paró hasta la ciudad de Mérida, dejando en poder del general Zamora parte de su parque, prisioneros y su crédito militar.
Esta es parte de la vida de este hombre que los amazonenses y barineses  deben reconocer e ilustrar en sus libros de historia.”
Esta alocución fue el 26 de noviembre de 2015 en el auditorium de la Alcaldía, como invitado en la semana del cumpleaños de la ciudad.
En 1859 como Gobernador de Barinas, que es la época en que Pérez Larrarte lo describe, José Antonio Páez era el Presidente de Venezuela. O sea 42 años después de la gesta libertadora  y ya era octogenario.
Los amazonenses debemos preparar esta gran fecha de nuestra Historia Regional el próximo año.

     


El Palacio Municipal de La Alcaldía del Municipio Atures lleva el nombre de este prócer de la independencia de Amazonas. Este edificio fue diseñado por el Arqº Néstor R. González Mazzorana y construido por el primer Alcalde de Atures L. J. González Herrera. Como buen conocedor de la Historia amazonense, también le puso el nombre Hipólito Cuevas. Ojalá que para los 200 años de esta gesta, al menos acomodaran las letras y cambien hacia el verdadero nombre de nuestro casi desconocido Libertador de Amazonas.

“El desconocimiento de la Memoria Histórica
 debilita la identidad de los pueblos y los hace
      vulnerables al vasallaje  ideológico
         y la dominación extranjera”
Marco Delgado Rodríguez-Cronista de Anzoátegui

Con la tecnología de Blogger.